¡Sueño encontrado! Halla en robótica su pasión y su camino en la vida


“La robótica es mi pasión, me ayudó a encontrar mi sueño y lo que quiero hacer el resto de mi vida”.

Así se expresa Patricio Gutiérrez, estudiante de PrepaTec Eugenio Garza Sada, quien es driver y mecánico en el equipo Botbusters, y elegido como Dean´s List Finalist en un regional de FIRST Robotics Competition en Estados Unidos.

“Esta distinción se entrega a los alumnos más destacados de cada regional; es para los chavos que son los que más tienen las cualidades que representan los valores de FIRST”, platica el joven de 18 años.

Pato, como lo conocen sus amigos, obtuvo el FIRST Dean´s List Finalist Award en el Regional Bayou, en Nueva Orleans, a principios de abril, y fue con su equipo al mundial de robótica de FIRST que se llevó a cabo en Houston, ese mismo mes.

 

Patricio Gutiérrez es driver y mecánico del equipo Botbusters de PrepaTec.

 

Maneja, diseña y construye robots

Patricio asegura para CONECTA que para él la robótica se ha convertido en una pasión que vive a través de los diferentes roles que tiene en el equipo Botbusters, al cual ingresó hace 3 años cuando aún estaba en secundaria.

“En Botbusters soy driver; también formo parte del área de mecánica, diseño y manufactura del robot”, explica el estudiante de PrepaTec.

“Me gusta diseñar las piezas en la computadora, soy de los que diseñan (…) todo eso lo veo; este robot salió de un diseño que hicimos juntos”, añade.

Asimismo, Patricio señala que en las competencias tiene la responsabilidad de elaborar una estrategia y buscar la colaboración con otros equipos.

“Tienes que evaluar quién es más fuerte o más rápido haciendo algo, quien es mejor y luego ver si contra quienes te enfrentas quieres ir a defender o ser ofensivo, se toman muchas cosas en cuenta y soy el que hace toda esa estrategia”, comparte Gutiérrez.

Por sus cualidades, logros y los roles que asume, sus compañeros lo nominaron para el premio Dean’s List, el cual obtuvo en el Regional Bayou, donde su equipo también fue parte de la alianza ganadora en la competencia.

 

 

Encuentra su camino en la robótica

Pato comparte que desde que era un niño se divertía construyendo mecanismos con figuras de Lego, pero fue en la secundaria cuando tuvo la oportunidad de incursionar en la robótica.

“Antes no me había tocado nada de esto, sí estaban chidos los Legos y todo, pero todavía no sabía bien qué rollo, no sabía qué quería estudiar, ni nada; para mí era un juego como tal”, recuerda Pato.

“Cuando estaba en secundaria creé un equipo de robótica con unos amigos; era un equipo de FIRST Tech Challenge, donde teníamos mentores que nos ayudaban y construimos un robot más chiquito que el de ahorita”, agrega el joven.

Sin embargo, Patricio no se conformó y el interés que fue desarrollando por los robots lo llevó a buscar desafíos más grandes.

“Me salí del equipo que tenía con mis amigos, así que entré a Botbusters estando todavía en tercero de secundaria”, comparte sonriente.

En ese entonces el equipo era comandado por el headcoach Francisco Guerra, quien le dio la oportunidad de comenzar su historia en Botbusters.

“Para mí, estar aquí es como estar en familia, nos la pasamos todo el día en el taller y la verdad, ser parte del equipo también me ha servido para otras cosas, por ejemplo, ya sé qué quiero estudiar”, expresa el joven.

“Ya sé qué quiero hacer con mi vida, ¡quiero hacer esto!, agrega, “quiero estudiar ingeniería, todavía no sé si mecánica o mecatrónica, pero definitivamente algo relacionado a esto”.

 

Patricio Gutiérrez es driver y mecánico del equipo Botbusters de PrepaTec.

 

Las bondades y sacrificios de hacer robótica 

A lo largo de 3 años en los que ha sido parte del equipo Botbusters, Patricio ha podido ganar múltiples regionales en México y Estados Unidos, además, ha podido representar a México y PrepaTec en 2 mundiales de robótica FIRST.

El estudiante comenta que estos han sido varios de sus logros en el equipo, sin embargo, para conseguirlos ha sido necesario tener determinación y hacer sacrificios, por ejemplo, en su tiempo libre.

“Estar aquí me ha fomentado aún más mi determinación, el nunca rendirse y desarrollar una mentalidad competitiva que también te permite aprender de las derrotas”, considera Pato.

Aprendes a ser profesional y respetuoso con todos en el equipo; sacrificas tu tiempo libre, especialmente en temporada, vamos al taller desde que salimos de la escuela hasta que nos vamos a casa a dormir, pero todo vale la pena cuando ves el resultado”, agrega.

Aunado al aprendizaje en ingeniería y otras habilidades que Pato considera que se aprenden en un equipo de robótica, están las experiencias memorables, como haber ganado el Dean’s Lists Finalist Award o competir en un mundial.

“Es algo que me hace sentir muy orgulloso, tanto de mi equipo, mi prepa, mi familia y de mi mismo, porque todo ha sido parte de mi formación en sí como persona, desde mis papás, mis hermanos, PrepaTec, mis mentores y mis compañeros”, expresa Patricio.

 

“Estar aquí me ha fomentado aún más mi determinación, el nunca rendirse y desarrollar una mentalidad competitiva que también te permite aprender de las derrotas”.

 

Patricio Gutiérrez es driver y mecánico del equipo Botbusters de PrepaTec.

 

Adopta en su vida los valores de FIRST

Entre los méritos para ganar el premio Dean´s List está vivir los valores fundamentales de FIRST, orientados a desarrollar un espíritu deportivo amistoso, con respeto hacia los demás, de aprendizaje, con participación comunitaria y cultura de equidad.

“Es lo que expresan los valores principales de FIRST como el Gracious Professionalism y el Coopertition, que significan que siempre debes ser amable y respetuoso con todos y ser flexible y entender el espíritu deportivo al cooperar y competir con alguien”, agrega.

Asimismo, destaca la disciplina y el compromiso que implica estar en un equipo como Botbusters.

“Aquí tienes que ser consistente, llegar a tal hora todos los días, temprano e irte tarde, trabajar duro, concentrarte en las prácticas, todo para llegar a una meta; al principio del año te propones esa meta y esa la vas a llegar a cumplir”, comenta.

Determinación, liderazgo y profesionalismo son otros de los valores que Pato dice haber adquirido al ser parte de un equipo de robótica que compite en FIRST.

“Te formas  todos estos hábitos de despertarte temprano, del trabajo en equipo, acabar todas tus tareas antes de las 3:00 de la tarde porque luego tienes que entregarte al 100% en el taller; son hábitos que te forman como persona desde que estás en prepa”, asevera Patricio.

 

Patricio Gutiérrez es driver y mecánico del equipo Botbusters de PrepaTec.

 

Segunda experiencia internacional con Botbusters

Durante esta temporada, Patricio y el equipo de Botbusters lograron su boleto al mundial de robótica FIRST, luego de ganar el Regional Monterrey; eventualmente, consumaron su buen paso al vencer en los regionales de Laguna y Nueva Orleans.

En el FIRST Championship 2023, el equipo de Patricio fue uno de los 3 representativos de la Escudería PrepaTec que lograron acceder a los playoffs.

Botbusters, con Pato como driver y mecánico, alcanzó la fase de semifinales divisionales, mejorando su última participación en la justa global de la competencia de robótica para jóvenes.

“Es una experiencia muy padre porque mucha gente empieza a reconocer a Botbusters, que te dicen que vieron tus videos y te felicitan; es un escenario donde todo el mundo te está viendo y te reconoce por tu trabajo”, considera el estudiante.

Pese a quedar como finalista por el premio Dean´s List en el mundial, Pato y su equipo obtuvieron en su división el premio Creativity Award, que reconoce la creatividad en aspectos del robot, como diseño y mecánica, en los cuales él trabajó.

“Al final, ir a competir a lugares y países externos te ayuda también a formarte; aunque pierdas las partidas, aprendes demasiado, te sirve para corregir errores y ubicarte, son grandes experiencias que te ayudan a crecer y a mejorar tus habilidades”, finalizó.

 

Patricio Gutiérrez es driver y mecánico del equipo Botbusters de PrepaTec.

 

 

LEE TAMBIÉN:

 



Source link

Compártelo: