¿Cómo se puede romantizar y disfrutar más de la vida?


La atención plena, la gratitud, estar presente en lo que está pasando ahora, enfocarse en las cosas buenas y hacer que cada día cuente, son todas cosas que pueden tener un efecto importante en tu felicidad. En los últimos tiempos, se observó en redes sociales una tendencia en auge que se dio a conocer como “romantizar la vida”.

“Se trata de un lema del que se hicieron eco personas influyentes y no tan influyentes, buscando ese toque de consideración y agradecimiento a sus rutinas diarias”, explicó la psicóloga española Elena Sanz, a la vez que destacó esta tendencia debido a que “en internet no siempre se promueven conductas saludables”.

Lee también Las 5 razones para utilizar un lenguaje positivo y alcanzar la felicidad

En ese sentido, contó: “Estar en redes puede llevarnos a aparentar, a compararnos con otros y a filtrar nuestra realidad para mostrar solo los aspectos más deseables de la misma, pero, en este caso, la propuesta es positiva y beneficiosa: sé consciente de cada segundo de tu vida, disfrutarlo y valorarlo por lo que es”.

¿En qué consiste romantizar la vida?

La psicóloga de Valladolid señaló que este movimiento no tiene reglas ni pasos fijos, y cada persona lo adapta a sus gustos y posibilidades. “Sin embargo, la premisa consiste en abandonar el piloto automático en el que vivimos y comenzar a apreciar esos detalles de belleza que nos rodean. Cada día realizamos un sinfín de actividades de las que apenas nos percatamos por estar rememorando el pasado o preocupados por el futuro; así, la vida se nos pasa sin realmente encarnar el momento”.

Hacer actividad física y tener una alimentación saludable produce beneficios en la vida diaria. (Foto: Adobe Stock)

Hacer actividad física y tener una alimentación saludable produce beneficios en la vida diaria. (Foto: Adobe Stock)

Además, dijo: “A veces, desperdiciamos el día a día poniendo la lupa en los momentos tediosos mientras esperamos que lleguen el fin de semana, las vacaciones o ese futuro ideal que tanto anhelamos. Pero, ¿Y si dedicáramos un poco más de tiempo a agradecer lo que ya tenemos, a apreciar y agradecer nuestras experiencias? ¿Y si cambiásemos ese discurso derrotista por otro más inspirador y motivador?”

“En líneas generales, la tendencia de romantizar viene de la psicología positiva y del mindfulness y es que propone cultivar fortalezas como la gratitud, el optimismo, la curiosidad, la pasión o la apreciación de la belleza. Además, nos insta a conectar con el presente, a implicarnos con los cinco sentidos en cada pequeño momento del día”.

¿Qué beneficios aporta romantizar la vida?

Sanz señaló: “A pesar de que puede parecer una tendencia banal y aunque haya quien la lleve únicamente por el camino de la estética, lo cierto es que, si asimilamos su esencia y comenzamos a aplicarla, puede reportarnos varios beneficios”. Entre los mismos, la experta enumeró:

  • Experimentar emociones positivas: romantizar la vida es una invitación a las emociones positivas, ya que llevará a crear espacios y experiencias agradables y reconfortantes. Se trata de generar ambientes y vivencias acogedoras y placenteras en el día a día, que mejoren el estado de ánimo. “Puede ser algo tan simple como mantener tu hogar limpio y ordenado, colocar velas aromáticas, cocinar los alimentos en presentaciones vistosas y apetecibles y servirlos en una vajilla de nuestro agrado. Estos pequeños detalles generan calma, tranquilidad, placer y orden mental”, dijo Sanz.
  • Practicar el autocuidado: esta tendencia propone comenzar a verse como el protagonista de la propia película y, por lo tanto, atender y cuidar el bienestar. Así, invita a dedicarse tiempo a uno mismo, a la salud física y psicológica, al desarrollo personal, a los hobbies y a las emociones. Algunas prácticas habituales relacionadas con este movimiento incluyen la lectura diaria, el cuidado de la piel y del aspecto físico o las salidas a solas. “Todas estas actividades, aunque sencillas, favorecen la introspección, benefician a la autoestima y pueden ayudar a conocerse y amarse como antes no se hacía”, expresó la psicóloga.
  • Vivir en el presente: el mindfulness y la atención plena son conceptos que, llevados a la práctica, demostraron reportar numerosos beneficios. “Ayudan a prevenir y combatir el estrés, la ansiedad y la depresión, ya que aumentan la regulación de la atención y las emociones. Al romantizar la vida, se escoge hacerse presente en cada momento, viviéndolo con los cinco sentidos, apreciándolo y saboreándolo, en lugar de perderse en divagaciones mentales. De este modo, las vistas desde la ventana, una canción, una charla o un paseo por la naturaleza se convierten en instantes y escenas con las que conectar plenamente en lugar de pasarlas por alto”.
  • Establecer buenos hábitos: otro de los beneficios de esta propuesta es que insta a establecer buenos hábitos y a mantenerlos, a generar un compromiso con uno mismo. “Implica comprometerse con la rutina y diseñarla de tal forma que permita avanzar, mejorar y crear la mejor versión de uno mismo. Alimentarse de forma sana, ejercitarse de forma regular, meditar a diario, avanzar en el propio emprendimiento. Los objetivos concretos solo dependen de uno, pero la clave se encuentra en ser perseverante y disciplinado al respecto, porque esto reforzará la autoestima y la confianza que se tiene en uno. Establecer metas personales y cumplirlas favorece la liberación de dopamina, la hormona de la recompensa y la motivación”.
  • Fortalecer las relaciones sociales: la vida social también puede verse favorecida, ya que esta tendencia ayuda a enfocarse en quienes nos rodean. “¿Son personas inspiradoras y sanas que nos enriquecen y ayudan a alcanzar nuestras metas? Si es así, tal vez a partir de ahora se podrá apreciarlas y valorar más su compañía, siendo que antes la dábamos por sentado. Además, este enfoque promueve una actitud abierta, que permitirá observar con buenos ojos a los demás y entender que todas las personas tienen algo que aportar y que de todas se puede aprender”, señaló Sanz.



Source link

Compártelo:
 
 
      

Deja un comentario